Renovado homenaje a Raúl Gómez García

El autor era el revolucionario Raúl Gómez García, el cual tenía 25 años, había nacido en Güines el 14 de diciembre de 1928, y fue uno de los que entregó su vida en la acción honrando la palabra empeñada en los históricos versos, con los que pasó a la historia como el Poeta de la Generación del Centenario.
Renovado homenaje a Raúl Gómez García

Poco antes de partir para el combate, los asaltantes al Cuartel Moncada conocieron en la Granjita Siboney, en la voz de Fidel Castro, el manifiesto sobre la razón de la acción y un poema que sintetizó la decisión de lucha de aquellos jóvenes conocidos como la Generación del Centenario, quienes recurrían a la lucha armada contra la dictadura de Fulgencio Batista, en ocasión de cumplirse 100 años del nacimiento del Apóstol José Martí.

En una de las estrofas que le daba título al poema decía: ¡Ya estamos en Combate!/Por defender la idea de todos los que han muerto/ Para arrojar a los malos del histórico Templo/ Por el heroico gesto de Maceo/ Por la dulce memoria de Martí.

La elegía seguía la tradición de la épica patriótica cubana, iniciada por el autor de la letra del Himno Nacional, Perucho Figueredo, quien escribió las históricas estrofas sobre la montura de su caballo en la plaza liberada de la ciudad de Bayamo ya en pleno combate contra el colonialismo español.

El autor era el revolucionario Raúl Gómez García, el cual tenía 25 años, había nacido en Güines el 14 de diciembre de 1928, y fue uno de los que entregó su vida en la acción honrando la palabra empeñada en los históricos versos, con los que pasó a la historia como el Poeta de la Generación del Centenario.

 

Fue detenido en la acción del Moncada y alcanzó a enviar una breve nota a la madre en la que le decía que había caído preso. Poco después de sufrir horribles torturas lo asesinaron el 27 de julio.

Perteneciente a una familia humilde, de niño pasó vivir a La Habana y pudo ingresar en la Universidad, donde por dos años estudió Derecho. Era deportista, sobresalía por su carácter bondadoso y excelentes relaciones humanas y desde la adolescencia cultivó su vocación poética.

Además, ejerció la pedagogía como maestro de la segunda enseñanza, era un lector infatigable de la historia patria y del legado martiano, y practicó el periodismo que lo vincularía a Fidel Castro y sus planes revolucionarios.

El propio líder revolucionario aquilató sus cualidades y pocas horas antes del ataque al Moncada le encargó la importante tarea de elaborar el manifiesto para explicar la acción.

Su sobrino, el artista Jorge Gómez Barranco, en una hermosa remembranza, recuerda que dejó libros que revelan el legado martiano, cuando partió a su cita con la historia.

Eran las Obras Completas de Martí que pasaron a ser mías, recuerda Gómez Barranco, y que su abuela le regaló sin una lágrima en los ojos. Ella me dijo que yo sabría usarlas, y también afirmó que el 26 era el día más alegre de la historia.

“Pero él nos siguió haciendo una falta enorme. Todavía nos falta”, enfatiza.

Cada 14 de diciembre, en su cumpleaños, se rinde homenaje a Raúl Gómez García.

Y la fecha fue escogida como Día del trabajador de la cultura. En esta ocasión se rinde homenaje en el aniversario 93 de su nacimiento al Poeta de la Generación del Centenario.

Se afianza en este tributo también la resistencia del pueblo contra la nueva ofensiva imperial, en la cual los que laboran en la esfera del arte y la cultura asumen un papel de vanguardia ante las llamadas guerras de cuarta generación y revoluciones de colores. (Por Jorge Wejebe Cobo)

Autor

Facebook
Twitter
Telegram
WhatsApp
Email
Print

Noticias Recientes

Noticias Populares

Comentarios Recientes

Noticias Relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.