Como en 1901 los cubanos dejamos en claro: con el enemigo no nos entendemos

Como en 1901 los cubanos dejamos en claro: con el enemigo no nos entendemos

El 12 de junio de 1901 se efectuó en Estados Unidos la última votación sobre la Enmienda Platt y el apéndice constitucional fue aprobado por 16 votos contra 11.

Este se consivió como un apéndice al proyecto de Ley de los Presupuestos del Ejército aprobado por el Congreso de Estados Unidos, e impuesto como parte del texto de la primera Constitución de la República de Cuba, elaborada por la Asamblea Constituyente de 1901, bajo la amenaza de que si no la aceptaba, Cuba seguiría ocupada militarmente.

El ignomioso engendro contaba con 8 artículos y se mantuvo vigente hasta 1934.

Sin embargo desde un principio esta afrenta al pueblo cubano encontró la desaprobación de cubanos dignos quienes en masivas manifestaciones dejaron clara su postura ante la decisión del gobierno de EE.UU., que malograba la independencia conquistada con tanto sacrificio.

Entre ellos estuvieron Manuel Sanguily Garrite, quien junto con un reducido grupo de delegados, propuso la disolución de la asamblea con el fin de establecer otra convención de mayor autoridad, lo que la mayoría rechazó. Así mismo el 15 de marzo de 1901 Salvador Cisneros Betancourt presentó su voto particular, en el cual dejaba constancia de su radical oposición con respecto a la ley aprobada en Estados Unidos.

Se conoce que otro de los más severos críticos de la enmienda fue Juan Gualberto Gómez, quien el 1 de abril siguiente sometió a discusión una memoria en la cual impugnaba la enmienda, por estimar que contravenía los acuerdos del Tratado de París y la Resolución Conjunta, y que contenía cláusulas que atentaban contra el principio de independencia y soberanía de Cuba; en particular, el tercero de los artículos, que establecía el derecho de intervención.

Y dando seguimiento a la política injerencista del Gobierno de Estados Unidos por estos días se ha puesto en vigor el Título III de la Ley Helms-Burton, que recrudece aún más el bloqueo de la nación norteña hacia nuestro país.

Pero hoy como ayer el pueblo cubano da a conocer su desacuerdo con tan oprobiosa idea. En tal sentido desde los más variados escenarios jóvenes, trabajadores, deportistas y cubanos todos dejan bien en claro que con el enemigo de la patria no nosentendemos.

Autor

Facebook
Twitter
Telegram
WhatsApp
Email
Print

Noticias Recientes

Noticias Populares

Comentarios Recientes

Noticias Relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.