Ofensiva de Avispas restaura su imagen ante picheo de Gallos

Después de haber sido subyugadas por el picheo de los Gallos de Sancti Spíritus en los dos primeros juegos de la subserie que disputaron en el Estadio José Antonio Huelga,  las Avispas de Santiago de Cuba hicieron aflorar su poder de ataque y con una enjundiosa producción de trece imparables, incluyendo par de dobletes, lograron ventaja ganadora de 11 carreras por 7, conjuraron el peligro de una barrida y mantuvieron estrecha diferencia de medio juego respecto a los líderes del campeonato, los Cocodrilos de Matanzas.
Ofensiva de Avispas restaura su imagen ante picheo de Gallos

Santiago de Cuba, 25 feb.— Después de haber sido subyugadas por el picheo de los Gallos de Sancti Spíritus en los dos primeros juegos de la subserie que disputaron en el Estadio José Antonio Huelga,  las Avispas de Santiago de Cuba hicieron aflorar su poder de ataque y con una enjundiosa producción de trece imparables, incluyendo par de dobletes, lograron ventaja ganadora de 11 carreras por 7, conjuraron el peligro de una barrida y mantuvieron estrecha diferencia de medio juego respecto a los líderes del campeonato, los Cocodrilos de Matanzas.

El picheo local se vino abajo en la misma primera entrada y fueron necesarios un total de cuatro lanzadores para completar el episodio, al cabo concluido con saldo de seis anotaciones, cuatro jits, cuatro bases por bolas y dos errores; racimo que a la postre resultó decisivo, pues a partir del primer capítulo cada equipo anotó siete carreras

Los impactos en la pizarra tuvieron la siguiente secuencia: los Gallos cantaron tres veces en el segundo capítulo, una vez en el tercero, dos más en el séptimo y finalmente lograron hacerlo una vez en el octavo segmento del juego; por su parte las Avispas, luego del ramillete referido, picaron una vez en el tercero, una vez en el cuarto, tres veces en el séptimo y se mantuvieron agresivas hasta el final del juego pues añadieron aguijonazo en el octavo y uno más en el noveno

Como hice notar, la clave del triunfo santiaguero fue el incisivo desempeño de sus bateadores que lograron concretar un total de doce carreras limpias, a lo que se sumó el divorcio absoluto de los serpentineros espirituanos con la zona de strike, extravío que desembocó en una espantosa docena de bases por bolas.

El resultado del equipo santiaguero en el ataque compensó el pálido desempeño del picheo que permitió la abultada cifra de dieciséis cohetes a los bateadores espirituanos, así como un total de siete carreras, todas limpias.

El abridor Virgilio Moroso naufragó tras apenas una entrada y un tercio, permitió seis indiscutibles y le marcaron tres carreras limpias; le sucedió en el box Jorge Sánchez con un relevo de tres entradas y dos tercios en las cuales le conectaron cuatro imparables y le marcaron una carrera limpia, luego vino Yosmel Garcés y en dos entradas de actuación permitió tres incogibles y dos carreras limpias.

Adrián Sagarra tuvo una fugaz y pobre actuación al enfrentar cuatro bateadores, recibir castigo de tres jits y una carrera limpia; por último trepó al elevado el zurdo Luis Fonseca, quien estampó un cierre impecable al enfrentar a cinco bateadores y liquidar a cuatro de ellos por la vía de los strikes, el otro escapó mediante transferencia.

La victoria se la acreditó Ángel Sánchez, que ahora tiene balance de un éxito y un fracaso mientras que con la derrota cargó el abridor Adrián Pérez Prado.

Los mejores bateadores en las filas de los vencedores fueron Rudens Sánchez, quien logró dos jits en igual número de veces al bate, entre ellos un doblete, remolcó cuatro carreras y anotó dos; así como Marcos Fonseca que se apuntó tres imparables en cinco turnos e impulsó una. Otros tres  bateadores sumaron par de incogibles en cada caso, fueron ellos: Francisco Martínez (un doblete incluido), Yoelkis Guibert (remolcó dos carreras) y Marlon Serrano (una impulsada).

Por los vencidos marcaron la pauta Rodoleisi Moreno con tres cohetes en cuatro turnos, un doblete, un triple, una impulsada y una anotada y Frederick Cepeda que logró de 4-3 con par de dobletes y una carrera anotada. También merece referencia Dunieski Barroso, el más productivo al propulsar dos carreras.

Así pues, las Avispas de Santiago de Cuba sufrieron su primera derrota en un compromiso bilateral en la presente temporada, luego de haber dominado los duelos con Pinar del Río, Artemisa, Cienfuegos, Villa Clara, Las Tunas y Holguín; en tanto igualaron los choques con Ciego de Ávila y Camagüey.

Éste fin de semana la tropa santiaguera se presentará como visitante en el Estadio Augusto César Sandino para disputar dos juegos con los Azucareros de Villa Clara.

Pasemos ahora al breve resumen de los demás resultados de la fecha:

Los Azucareros de Villa Clara pulverizaron a los Vegueros de Pinar del Río con pizarra de 14 carreras por 1  y  eslabonaron su quinto triunfo consecutivo. Jonronearon por los vencedores Yurién Vizcaíno, séptimo que dispara y está a uno del líder que es el tunero Rafael Viñales, y Julio Miranda. Para los pinareños fue su cuarto revés en línea.

Los Cazadores de Artemisa le pasaron la escoba a los Elefantes de Cienfuegos al sellar triunfo de 7 carreras por 4. Dato de relieve, el quinto salvamento que se acredita José Ángel García.

Los Huracanes de Mayabeque salvaron la honrilla frente a Los Piratas de la Isla al imponerse en el juego final con balance de 6 carreras por 1. En el choque botó la pelota el ultramarino Jander Santamaría. Yulian Quintana sumó su tercera victoria sin derrotas en el campeonato.

Los Cocodrilos de Matanzas se anexaron la subserie frente a los Leones de Industriales al vencer en el partido final con lechada de 5 carreras por 0  y de esta forma se mantuvieron a la cabeza del certamen con juego y medio de ventaja sobre su más cercano seguidor, las Avispas de Santiago de Cuba.

El derecho Renner Rivero encabezó a los pintores con una impecable apertura de seis entradas que aderezo con una decena de ponches propinados y se anexó su cuarto triunfo de la temporada, sin la sombra de un fracaso.

Los Tigres de Ciego de Ávila se adjudicaron la subserie frente a los Indios de Guantánamo por margen de 2-1, tras salir por la puerta ancha en el partido de cierre con saldo de 5 anotaciones por 1. Dachel Duquesne cubrió toda la ruta y se apuntó su cuarta victoria sin derrotas.

Los Toros de Camagüey inclinaron la balanza a su favor en el compromiso bilateral con los Alazanes de Granma al salir triunfantes en el partido de la despedida con pizarra de 6 carreras por 1. La tropa de Miguel Borroto está a sólo medio juego del conjunto que cierra la zona de clasificación, los Cazadores de Artemisa.

Finalmente los Leñadores de Las Tunas asestaron el segundo golpe a los Cachorros de Holguín mediante fulminante ventaja de 11 carreras por 1 en siete entradas. Fue el cuarto triunfo sin derrotas incluido en el expediente de Alejandro Meneses. Pusieron a volar de la pelota, por los perdedores Yasiel González y por los vencedores Yordanis Alarcón.

Después de finalizadas las primeras nueve subseries del campeonato, así está la primera mitad de la tabla de posiciones:

Cocodrilos de Matanzas en la cima con balance de 16 victorias y 6 derrotas, a juego y medio las Avispas de Santiago de Cuba, a dos los Huracanes de Mayabeque, a tres y medio los Tigres de Ciego de Ávila, a cuatro los Gallos de Sancti Spíritus, los Azucareros de Villa Clara y los Leones de Industriales; en tanto en el último peldaño de la zona de clasificación figuran los Cazadores de Artemisa a cinco juegos de diferencia de los líderes.

Autor

Facebook
Twitter
Telegram
WhatsApp
Email
Print

Noticias Recientes

Noticias Populares

Comentarios Recientes

Noticias Relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.