Fidel y el Himno 26 de Julio a 68 años de creado

Margarita Piedra Cesar
Margarita Piedra Cesar
Jefa de redacción digital
El 19 de julio de 1953 durante la última práctica y entrenamiento de los futuros asaltantes de los cuarteles Céspedes y Moncada, el joven abogado Fidel Castro pidió al músico autodidacta Agustín Díaz Cartaya compusiera un himno de combate que identificara al movimiento que se gestaba y este así lo hizo.
Fidel y el Himno 26 de Julio a 68 años de creado

Santiago de Cuba, 23 jul.— Por estos días en que se hace patente la Jornada Triunfo de la Revolución y la cercanía de un aniversario más de la desaparición física de nuestro indiscutible líder el Comandante en Jefe Fidel Castro, traemos a su consideración esta página de nuestra historia reciente.

El 19 de julio de 1953 durante la última práctica y entrenamiento de los futuros asaltantes de los cuarteles Céspedes y Moncada, el joven abogado Fidel Castro pidió al músico autodidacta Agustín Díaz Cartaya compusiera un himno de combate que identificara al movimiento que se gestaba y este así lo hizo.

El 23 de julio de 1953 hace hoy 68 años, antes de partir para Santiago de Cuba Cartaya fue visitado por Fidel y al preguntarle su había cumplido con la encomienda del himno, el compositor lo entonó quedando aprobado con su primer título Marcha de la Libertad.

Pero Agustín Díaz Cartaya tuvo otro privilegio al ser escogido por Fidel para integrar el grupo que en la madrugada del 26 de Julio asaltaría el cuartel Carlos Manuel de Céspedes, de Bayamo, en apoyo a las acciones de Santiago de Cuba.

Sin embargo, al fracasar la toma del cuartel de Bayamo, Díaz Cartaya pudo regresar a La Habana, pero días después fue detenido y enviado a la prisión de La Cabaña en la capital, donde se declaró en huelga de hambre para que lo enviaran a la cárcel de Boniato en Santiago de Cuba junto con los demás moncadistas.

Durante el juicio por los sucesos del 26 de julio Cartaya junto con otros moncadistas fue condenado a 10 años de cárcel siendo trasladado al Presidio Modelo de Isla de Pinos, donde su himno fue cantado por los combatientes durante una visita que realizara a este siniestro sitio el tirano Fulgencio Batista, provocando la ira del dictador y por supuesto la represalia contra los moncadistas incluido Fidel.

La marcha de 26 de Julio se hizo popular luego que en 1957 fuera grabada clandestinamente en la emisora Radio Cadena Habana de la capital, con el apoyo del músico Carlos Flaxas y posteriormente, divulgado a través de las ondas de Radio Rebelde instalada en La Plata en la Sierra Maestra, por lo que al triunfar la Revolución el himno era conocido prácticamente por todo el pueblo cubano y en algunos países del exterior.

A 68 años de haber sido aprobada por Fidel como marcha revolucionaria para el movimiento de la Generación del Centenario, su compositor, Agustín Díaz Cartaya, a sus 92 años de edad se siente satisfecho de haberle dado a la patria un himno donde sus dos primeros versos son proféticos: “Marchando vamos hacia un ideal, / sabiendo que hemos de triunfar”.

Autor

Facebook
Twitter
Telegram
WhatsApp
Email
Print

Noticias Recientes

Noticias Populares

Comentarios Recientes

Noticias Relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.