martes 29 noviembre 2022
EnglishFrenchItalianPortugueseSpanish

Utilizan energía renovable en institución científica cubana

Utilizan energía renovable en institución científica cubana

Una batería de paneles fotovoltaicos comenzó a inyectar energía a la red, tras su instalación en dos azoteas del Instituto de Cibernética, Matemática y Física (ICIMAF) en la capital cubana.

La potencia máxima del dispositivo es de 34 Kw, lo que daría mensualmente entre 5000 y 6000 Kwh, que cubriría en principio la totalidad de nuestro consumo, se informó en exclusiva a la Agencia Cubana de Noticias.

El Doctor en Ciencias Físico-Matemáticas Augusto González García, subdirector de Servicios Científico-Técnicos de la institución, dijo también que la inversión de más de dos millones de pesos estuvo a cargo del Ministerio de Ciencia, Tecnología y Medio Ambiente (CITMA).

Su montaje lo hizo la micro, pequeña y mediana empresa (MIPYMES), denominada Soluciones Energéticamente Eficientes, un desprendimiento de la Empresa de Automatización Integral, bajo la responsabilidad en su instalación del ingeniero Gines Reyna Puentes.

ICIMAF pertenece a la Agencia de Energía Nuclear y Tecnologías de Avanzada (AENTA) y es líder en el país en el desarrollo de investigaciones básicas y aplicadas en materia de Computación, Matemática y Física.

Incluso es el primero en utilizar Fuentes renovables de energía (FRE) entre los numerosos centros de la AENTA, cuya función principal es el desarrollo, promoción y el uso pacífico de las aplicaciones nucleares en ese tipo de medicina, producción de radiofármacos para el tratamiento del cáncer y otras enfermedades entre las primeras causas de muerte en Cuba.

Las otras dos agencias del CITMA son la de Medio Ambiente y la de Ciencias Sociales y Humanísticas.

La Sociedad Cubana para la Promoción de las Fuentes Renovables de Energía y el Respeto Ambiental (CUBASOLAR) estima que el territorio nacional recibe cada día una radiación solar equivalente a la energía que pueden producir 50 millones de toneladas de petróleo, o sea, lo que consume el país en más de cinco años.

Esto significa que la energía solar que recibe Cuba equivale a mil 800 veces el valor de la utilizada en los procesos artificiales, tales como la producción de electricidad y el transporte, de acuerdo con la agrupación.

Insiste en que el cambio de la matriz energética en el país es decisivo por su elevada dependencia de combustibles importados para la generación de electricidad y una de las acciones de ese proceso de transformación debe ser el aumento paulatino del índice de utilización de las FRE, cuyo origen proviene del sol que se evidencia en las mareas, las olas, el biogás, la biomasa, el viento y la radiación solar.

Autor

Facebook
Twitter
Telegram
WhatsApp
Email
Print

Noticias Recientes

Noticias Populares

Comentarios Recientes

Noticias Relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.