Escuela Ugo Luisi cumplirá 18 años de lleno en restauración del patrimonio con el principio Aprender haciendo

La Escuela Taller de Restauración Ugo Luisi, adscripta a la Oficina del Conservador de la Ciudad (OCC), cumplirá 18 años este 28 de enero luego de vencer un 2021 complejo por la COVID-19, en el cual estudiantes y profesores se mantuvieron en obras donde pusieron en práctica el principio martiano Aprender haciendo.
Escuela Ugo Luisi cumplirá 18 años de lleno en restauración del patrimonio con el principio Aprender haciendo

Santiago de Cuba, 25 ene.— La Escuela Taller de Restauración Ugo Luisi, adscripta a la Oficina del Conservador de la Ciudad (OCC), cumplirá 18 años este 28 de enero luego de vencer un 2021 complejo por la COVID-19, en el cual estudiantes y profesores se mantuvieron en obras donde pusieron en práctica el principio martiano Aprender haciendo.

Por sus valores y complejidad la más significativa es el rescate de la Casona de Aguilera 460, frente a la Plaza Dolores, declarada obra escuela.

Junto a arqueólogos, proyectistas y otras fuerzas de la OCC los jóvenes de la “Ugo Luisi” participan activamente en la recuperación de una construcción de principios del XIX que ha sobrevivido al paso del tiempo y que se destinará a un proyecto cultural relacionado con la música cubana.

Acogió en los siglos coloniales a familias ilustres y luego tuvo diversos usos como casa de huéspedes, Colegio de Contadores y ciudadela en su segundo nivel.

El balconaje de la edificación es del tipo “corrido” con el inmueble aledaño, que ocupó el Bodegón Criollo o Taberna de Dolores, como indistintamente se ha conocido, y está considerado uno de los mejores exponentes de la época colonial que conserva la urbe.

De la “Ugo Luisi” trabajan las especialidades albañilería, carpintería, herrería, plomería y electricidad, según lo demande la marcha de los trabajos, precisó a la Agencia Cubana de Noticias Osvaldo Pérez Bell, director del plantel.

Dijo que en esa importante pieza se acciona en varias etapas con el protagonismo juvenil y funciona como un aula donde mucho se aprende “in situ” de la arquitectura colonial y también republicana en una construcción al fondo, acotó.

Actualmente, señaló, una representación de estudiantes de primer año de albañilería trabaja de conjunto con artistas del Taller Cultural Luis Díaz Oduardo y otros insertados en la 15 edición de la Bienal de Pintura Mural InterNos, en un muro ubicado en el patio de la casona.

Se trata de pintura y combinaciones de cerámica y madera, y se integrará de forma armoniosa a la arquitectura interior de la edificación.

Los muchachos de la “Ugo Luis”, también laboran en la rehabilitación de un edificio de la calle San Gerónimo y están en aulas anexas en organismos como Salud Pública, donde realizan sus prácticas de taller.

Durante la pandemia la escuela nunca cerró, y aunque se detuvo la docencia en las aulas los estudiantes se mantuvieron en obras como la rehabilitación del Fuerte de Yarayó, en la periferia del Centro Histórico, que formó parte de la red de fortalezas militares construida por el gobierno colonial para la defensa de la ciudad, al igual que se insertaron en plazas, parques y otras obras sociales.

Con una matrícula actual de 172 estudiantes, de ellos 20 hembras, comenzó en el 2022 el régimen normal, con el aprendizaje en aulas, talleres y obras, cumpliendo las medidas sanitarias establecidas por la situación epidemiológica.

Con dos años de duración, los cursos acogen a jóvenes desvinculados del estudio y el trabajo para formarlos en perfiles de la restauración y conservación de obras. (Marlene Montoya Maza)

Autor

Facebook
Twitter
Telegram
WhatsApp
Email
Print

Noticias Recientes

Noticias Populares

Comentarios Recientes

Noticias Relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.