Liberación de San Luis, posición clave para la dictadura

Sucesos Históricos | | 0 |

Santiago de Cuba, 8 dic.— El 8 de diciembre de 1958 tropas conjuntas del Ejército Rebelde del Segundo y el Tercer Frentes, liberaron la ciudad de San Luis después de varios días de asedio y combate contra las fuerzas del régimen que defendía en esa importante localidad, situada sólo a 28 kilómetros al norte de Santiago de Cuba, capital de la entonces provincia de Oriente.

San Luis representaba una posición clave para la dictadura por sus vías de comunicación, tanto por ferrocarril como por carretera, lo que le había permitido concentrar en este poblado grandes efectivos humanos y material bélico, incluyendo artillería, con el propósito de reforzar otras zonas orientales donde se combatía, sobre todo entre Bayamo y Santiago de Cuba por la Carretera Central.

El ataque a la ciudad de San Luis se prolongó durante varios días en los cuales se combatió sin tregua en las propias calles de esa urbe y en todos los puntos donde se habían concentrado los soldados, como el cuartel local, las estaciones de policía y el ferrocarril y en un aserrío situado en la periferia.

Sin embargo, las tropas castrenses no pudieron soportar los ataques de los combatientes del Ejército Rebelde de las Columnas 17 del Segundo Frente y la 9 del Tercer Frente y abandonaron los sitios que defendían, así como la propia ciudad de San Luis, lo que le permitió a los revolucionarios ocupar todo el poblado y al siguiente día declararlo Territorio Libre de Cuba.

Días atrás, los combatientes rebeldes de ambas columnas habían liberado también las poblaciones de Alto Songo, La Maya y el Cristo, todas ubicadas muy próximas a Santiago de Cuba, por lo que los guerrilleros dominaban todos los accesos por carretera a la capital oriental y la vía de comunicación con la ciudad de Guantánamo.

Con la toma de San Luis el 8 de diciembre de 1958 terminó en el Segundo Frente Oriental Frank País la Operación Flor Crombet que había sido ordenada por la Comandancia General del Ejército Rebelde y que se prolongó durante 17 días con el objetivo de atacar y tomar todos los cuarteles enemigos en el triángulo Mayarí-San Luis-Guantánamo, objetivo que fue cumplido.

La liberación de San Luis hace 60 años, constituyó sin dudas, una hazaña del Segundo y Tercer Frentes del Ejército Rebelde y un paso decisivo en el propósito de dominar en su conjunto la provincia de Oriente, la más extensa del país y escenario principal de la guerra por la Liberación Nacional entre 1956 y 1958.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

3 × 5 =