Hospital de Ciego de Ávila se multiplica frente a la COVID-19

Ante el incremento sostenido de casos positivos a la COVID-19, el hospital general docente Antonio Luaces Iraola, de Ciego de Ávila reordena sus servicios para responder a las necesidades del momento y mantener su respaldo habitual a urgencias y emergencias sanitarias.
Hospital de Ciego de Ávila se multiplica frente a la COVID-19

Ciego de Ávila, 9 ago.— Ante el incremento sostenido de casos positivos a la COVID-19, el hospital general docente Antonio Luaces Iraola, de Ciego de Ávila reordena sus servicios para responder a las necesidades del momento y mantener su respaldo habitual a urgencias y emergencias sanitarias.

Alberto Moronta, director del centro hospitalario, explicó a la prensa que se redistribuyeron los espacios para ganar en eficiencia, lo que permite contar ahora desde el punto de vista práctico con dos hospitales en uno, mediante un área para pacientes con el virus SARS CoV-2 o sus secuelas y otra para la atención médica tradicional.

Precisó que la institución dispuso 250 camas para casos de COVID-19 y 225 para otras especialidades, en tanto incrementó las capacidades con otras instalaciones, como el hotel Ciego de Ávila para infantes contagiados de poco riesgo, el motel Las Cañas para embarazadas y la Escuela Militar Camilo Cienfuegos y la Facultad de Ciencias Médicas para adultos positivos.

Un puesto de dirección para COVID con una mesa coordinadora y un cuerpo de guardia diferenciado, permite recepcionar a los pacientes y estabilizarlos, hasta su evaluación, para determinar su ingreso o traslado a otra instalación, de acuerdo al grado de severidad que presente.

Moronta subrayó que en el hospital cuenta con 121 posiciones para dar oxígeno acoplado a las redes de gases medicinales, además recibió nuevos reguladores y concentradores que permiten cubrir las necesidades de todos los ingresos y mantener disponibilidad en el cuerpo de guardia.

Explicó que nunca antes habían tenido que poner a tope las posiciones de ventilación y la red de gases medicinales, pero se adoptaron las medidas para mantener la presión necesaria y que cada enfermo reciba la cantidad que requiere.

Resaltó apoyo de todos los organismos del territorio, que se integran al hospital en apoyo a diversas tareas, como la limpieza y mantenimiento.

La institución, puntualizó, pone énfasis en el reforzamiento de las medidas de bioseguridad, teniendo en cuenta que no solo se trata a pacientes de Covid, sino que se mantienen otros servicios de urgencia y emergencia de todos los municipios.

Arais Hernández, al frente de la zona roja señaló que laboran por un sistema de guardias de 24 por 48 horas, gracias a la asistencia de los colaboradores de otras provincias, quienes muestran mucha dedicación y apoyan además el trabajo de enfermería, para suplir el déficit de ese personal.

Resaltó que el refuerzo en recursos humanos permite mantener guardia permanente y seguir a los pacientes, para detectar a tiempo si presentan deterioro y demandan otro tipo de atención, así como mantener cuatro especialistas en igual número de consultas en el cuerpo de guardia.

Ángel Enamorado Ferralis, de la provincia de Granma, uno de los colaboradores que llegó a la provincia directamente desde la República Bolivariana de Venezuela, declaró que permanecerá en el hospital avileño el tiempo que sea necesario y después retomará el cumplimiento de su misión, no sin antes ver a su familia y a su pequeño hijo, que aún no conoce.

Por indicación de la dirección del país, Ciego de Ávila ha reforzado su personal sanitario con más de 500 colaboradores para hacer frente al complejo escenario epidemiológico por el alto número de contagiados y espera el arribo próximamente de otro grupo de enfermeras. (Magaly Zamora Morejón)

 

 

Autor

Facebook
Twitter
Telegram
WhatsApp
Email
Print

Noticias Recientes

Noticias Populares

Comentarios Recientes

Noticias Relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.