Reafirman impacto del Bloqueo en enseñanza Técnico Profesional

Santiago de Cuba, 18 oct.— Dirigentes de la enseñanza Técnico Profesional (ETP) en la provincia de Santiago de Cuba reafirmaron que el Bloqueo económico, comercial y financiero de los Estados Unidos hacia Cuba impacta en el normal desarrollo docente y el aprendizaje de las especialidades.

Facundo Valdez, metodólogo de la ETP en el territorio, especificó que la escasa tecnología y equipos de última generación, debilitan la base material especializada para que los alumnos ejerciten habilidades y destrezas del oficio o técnica en la que prepararan.

El dirigente señaló que al no tener acceso a las mejores experiencias en sectores como el agrícola o la construcción, vetadas para la Isla por la criminal política que asedia todo en la vida de los cubanos, se retrasa el desarrollo económico y social de las localidades, que pesa sobre los hombros de esos graduados.

Valdez, mencionó limitaciones en el flujo de informaciones, intercambios profesionales internacionales, prohibición a la compra en mercados cercanos y a precios asequibles de medios de enseñanza específicos, y reconoció que aunque abierta la sociedad al ciberespacio hay sitios que no admiten la entrada desde Cuba.

Fortalecer el vínculo entre la educación y la capacitación técnico-profesional es metodológicamente una de las alternativas que aplica el Ministerio de Educación, en este nivel, para lograr la articulación entre educación, trabajo y desarrollo socio-económico, destacó a la ACN Artemio Pouyou, jefe del departamento provincial de ETP.

Las aulas anexas son una de las opciones con resultados que se aplican en los planteles de la provincia y por convenio bilateral con entidades estatales y no estatales de la producción y los servicios para la vinculación de los estudiantes y cumplir las actividades prácticas y de tipo profesional.

Otras acciones son la recuperación de implementos y herramientas en los talleres que existen en los Politécnicos y Centros Mixtos, estos últimos en las zonas intrincadas y del Plan Turquino y donde sustentan la enseñanza agropecuaria y cañera, en las estructuras productivas de base.

Dilary Palacios, estudiante de nivel medio de contabilidad, después de sus clases en horario diurno, efectúa sus prácticas en el mismo centro, otrora Escuela de Comercio, de esta urbe, y reafirmó un No rotundo al  bloqueo que afecta su instrucción en mejores condiciones y calidad.

Este nivel asume la formación de 18 mil 277 jóvenes santiagueros como obreros calificados y técnicos medio en especialidades que responden a los retos de la producción y los servicios del territorio, con una total cobertura docente.

Se destacan las de automática, electrónica, contabilidad e informática, agropecuarias, pedagógicas, derecho, construcción, planificación física, modelado mecánico y conformación de metales, entre otras. (María Antonia Medina Téllez)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

3 × cuatro =